<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=235875093846155&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Las mejores proteínas para tonificar

mejores proteínas
Compartir artículo

Tonificar el cuerpo es un objetivo posible de lograr si acudes a las mejores proteínas y suplementos. A través de estas, mejorarás tu rendimiento físico, evitarás el aumento de la grasa corporal y prepararás tus músculos para que crezcan y se desarrollen.

Queda claro que para obtener el cuerpo que deseas necesitas conocer cuáles son las mejores proteínas y cómo pueden ayudarte de manera concreta.

Entonces, ¿te gustaría saber cuáles son 4 de estas proteínas y aprender todo sobre las mismas? De ser así, ¡lee hasta el final!

Suero de leche

La proteína de suero de leche cuenta con una característica muy interesante que la hace ideal para tonificar el cuerpo: aumenta la masa muscular a la vez que contribuye con la pérdida de peso.

En cuanto a la masa muscular, la incrementa gracias a su gran aporte de aminoácidos que desarrollan la fibra muscular. También, porque libera hormonas que impulsan el crecimiento muscular.

A la par, sus nutrientes y componentes permiten mantener satisfecho el apetito, por lo cual hay menor necesidad de consumir altas cantidades de carbohidratos y alimentos que generan grasa corporal y aumento de peso.

Sumado a esto, como sucede con las mejores proteínas, aumenta la fuerza y la energía, lo que te permitirá tener un mejor rendimiento a la hora de ejercitar tu cuerpo y diferentes grupos musculares.

Por otro lado, el suero de leche equilibra la presión sanguínea y ayuda a regular los azúcares en la sangre.

Si deseas adquirir un suplemento con proteína de suero de leche, únicamente toma en cuenta marcas reconocidas, con experiencia y que cumplan con todos los parámetros de calidad.

Albúmina de huevo

No cabe duda de que la albúmina de huevo es una de las mejores alternativas de este listado. En 100 gramos de este alimento encontrarás 354.51 kcal de calorías, 85.32 gramos de proteínas, 0.21 gramos de grasas totales y 124.202 mg de calcio, entre otras cosas.

De forma simple, esto quiere decir que aporta aminoácidos esenciales que contribuyen con el desarrollo muscular y que dan energía, a la par que contiene bajos niveles de grasas y carbohidratos.

Lo mejor de todo es que se trata de una proteína libre de colesterol, un elemento que genera efectos negativos cuando se consume de forma elevada, como complicaciones en las arterias.

También es importante mencionar que la albúmina de huevo favorece la recuperación muscular y aumenta la fuerza, por lo cual podrás ejercer una mayor intensidad en la rutina de ejercicios, otro aspecto clave para tonificar el cuerpo.

Además de lo mencionado, esta proteína proporciona beneficios como:

  • sensación de saciedad del apetito;
  • fortaleza del corazón;
  • estimulación del metabolismo;
  • alto aporte de energía para cumplir con las actividades de la vida cotidiana.

A la hora de adquirir productos o suplementos de albúmina de huevo, opta por fabricantes y distribuidores que cuenten con certificaciones y avales de calidad y sustentabilidad, como la de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sagarpa).

De esa forma tendrás la garantía de que consumirás una proteína de calidad y que realmente te brindará todas las ventajas que mencionamos.

Proteínas vegetales

En los últimos años, han surgido múltiples suplementos de proteínas dirigidos al mercado vegano y, en general, a las personas que quieren disfrutar de los beneficios proteínicos vegetales.

Estos suplementos engloban y agrupan proteínas extraídas de guisantes, legumbres, frutos secos, quinoa y muchos otros alimentos de este tipo.

En general, la proteína vegetal ayuda a mejorar el rendimiento físico a la par que controla el peso, lo que la hace valiosa para la tonificación del cuerpo.

También, al igual que las proteínas anteriores, contribuye con un rápido y satisfactorio proceso de recuperación muscular.

Los suplementos de proteína vegetal también destacan por generar sensación de saciedad, controlar el nivel de acidez en el cuerpo y mejorar de manera notable la digestión.

Por último, otro de los atractivos de esta proteína es lo rápido que es absorbida por el cuerpo. De hecho, al resultar tan “ligera” y digerible, es recomendada para personas con intolerancias alimentarias.

Suplementos de proteína animal

Los suplementos de proteína animal mezclan suero, caseínas e, incluso, huevo o colágeno.

Al ser fuertes y tener un alto índice de diferentes compuestos, es conveniente que un especialista te indique que puedes consumirlos.

Gracias a su elevado contenido de proteínas y aminoácidos, son ideales para incrementar la fuerza y la resistencia en las actividades que requieren gran esfuerzo físico.

También fortalecen los cartílagos y tendones, otro aspecto que contribuye con el rendimiento físico y que ayuda a no experimentar molestias y dolores luego de las sesiones de ejercicio.

Por supuesto, impactan de manera positiva en el crecimiento de la masa muscular y son de rápida absorción.

Además, el consumo moderado y vigilado de proteína animal y suplementos derivados está relacionado con la belleza de la piel y el crecimiento saludable de las uñas y el cabello.

Otro aspecto destacable de estas proteínas y suplementos es que mejoran la circulación y aumentan las defensas del organismo. 

¡Eso es todo! Si nos acompañaste hasta aquí, ya sabes cuáles son las mejores proteínas para tonificar el cuerpo.

Si quieres lucir un cuerpo ideal, marcado y libre de “rollitos” y acumulación de grasa, combina el consumo de alguna de estas proteínas con una sólida rutina de ejercicios, en la que trabajes tanto tu tren superior como el inferior.

Por otro lado, no dudes en acudir a nutriólogos y especialistas que puedan indicarte cuál es la mejor proteína para ti con base en tu peso, edad, ritmo de vida y otras características.

¿Este contenido cumplió con tus expectativas? Si quieres compartir tu opinión con nosotros y el resto de la comunidad, ¡no olvides dejarnos un comentario abajo! ¡Nos encantaría saber qué piensas!